Cómo elegir el mejor vidrio para tus ventanas y aislar tu casa del calor

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on pinterest
Cómo elegir el mejor vidrio para tus ventanas y aislar tu casa del calor

El calor es una de las principales preocupaciones del verano especialmente si no contamos con un buen aislante térmico en las ventanas que garantice una temperatura agradable y mantenida durante todo el día. Por eso es importante tener esto presente a la hora de elegir la mejor solución para nuestro hogar, y será muy difícil contar con unas ventanas aislantes del calor eficientes si no hemos incorporado a nuestro proyecto un vidrio con control solar. 

Dada la importancia de garantizar el máximo nivel de confort en el hogar, hemos querido dedicar el post de hoy a hablar sobre algunas de las mejores soluciones para garantizar la temperatura perfecta de vuestra casa. 

Vidrio bajo emisivo y control solar: qué son

La mejor solución para garantizar un hogar que mantenga una temperatura adecuada en verano es un vidrio con control solar en combinación con un vidrio bajo emisivo. En HOCO estamos especializados en el diseño, fabricación e instalación de ventanas aislantes del calor para cualquier tipo de estancia, especialmente para aquellas orientadas al sur que reciben sol directo. 

Este tipo de vidrios son soluciones que evitan que el calor del exterior entre y se instale en el interior de nuestros hogares. La mejor solución aislante térmica para nuestros hogares pasa por una combinación de vidrio con control solar y bajo emisivo

HOCO Sol: vidrio con control solar

Esta solución aislante del calor es perfecta para conseguir mantener una temperatura adecuada en nuestras casas. Permite que entre la luz del exterior pero no el calor. De esta forma podremos prescindir de mantener la casa a oscuras durante las horas puntas de calor, una solución tradicional para evitar que las habitaciones se recalienten. 

HOCO Therm: vidrio bajo emisivo

Este vidrio contribuye a mantener la temperatura deseada en nuestros hogares, ya sea invierno o verano. Evita que se escape tanto el calor como el frío del interior. De esta forma, cuando queramos recurrir al aire acondicionado no tendrá que preocuparnos que el frío se vaya por las ventanas y podremos encenderlo durante breves períodos de tiempo. Y lo mismo ocurrirá en invierno con la calefacción. Los vidrios bajo emisivos nos permiten controlar la temperatura y reducir el gasto energético. 

Por qué son importantes las ventanas de vidrio con control solar

Se entiende por solución aislante a aquella barrera que permite mantenernos inmunes a diferentes elementos del exterior: ruido, temperaturas extremas, etc. Es una de las principales cualidades de unas buenas ventanas. Ya hemos hablado anteriormente de lo importante que es un vidrio con propiedades aislantes acústicas y de aquellos que nos protegen de las bajas temperaturas durante el invierno. Pero no podemos olvidarnos de los problemas derivados de las altas temperaturas en verano. 

A continuación os dejamos algunas de las consecuencias de no aislar correctamente nuestro hogar en esta época del año. 

Aumento de la factura de la luz

Es una de las consecuencias más evidentes para los habitantes de la casa. La necesidad de tener largas horas el aire acondicionado para mantener una temperatura confortable va a repercutir directamente en nuestros gastos. Especialmente ahora que la tarifa de la luz ha subido de manera considerable. De tal forma, el principal beneficio de la combinación de un vidrio bajo emisivo con control solar será un considerable ahorro en el consumo. 

Malestar general

No hay nada más molesto que estar incómodo en nuestro propio hogar. El calor es un problema que tiene muchas consecuencias negativas sobre nuestro estado de ánimo. Esto puede ser especialmente perjudicial para una buena convivencia. Surge la irritabilidad, desgana, apatía, sensación de sopor, cansancio y un largo etcétera. 

Falta de concentración y rendimiento

La llegada de la pandemia ha traído muchos cambios consigo, y uno de los más importantes es la popularización del teletrabajo. Esto significa que una gran parte de la población española trabaja una media de 8 horas en su casa frente a un ordenador, un elemento que contribuye a aumentar la temperatura ambiente. El calor puede ser un elemento que contribuya a menguar en nuestras capacidades, especialmente si necesitamos concentración para la realización de nuestras tareas. Por lo tanto seremos mucho menos eficientes y nuestro rendimiento decaerá considerablemente. 

Insomnio 

Aunque en algunos lugares del territorio nacional las temperaturas bajan considerablemente durante la noche, no ocurre así en todas partes. Y aunque abrir las ventanas puede parecer una opción para ayudar a conciliar el sueño, el ruido proveniente de la calle lo impedirá, especialmente en las ciudades grandes con mucho tránsito y actividad nocturna. 

En conclusión, un vidrio aislante del calor va a garantizar el máximo confort en nuestro hogar. Por eso es importante que no dejemos pasar el tiempo e implementemos rápidamente una solución. En HOCO realizamos la instalación de nuestras ventanas en un solo día y sin obras. Contacta con nuestros expertos para darle forma a tu proyecto.