Cuidados y mantenimientos de las puertas y ventanas de PVC

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on pinterest
Cuidados y mantenimientos de las puertas y ventanas de PVC

Al igual que con el resto de objetos de un hogar, las ventanas de PVC van a requerir de un correcto mantenimiento si queremos garantizar un funcionamiento duradero. Además, esto nos ayudará a mantener las cualidades de las mismas, como puede ser un correcto aislamiento térmico o acústico. En HOCO somos expertos en ventanas PVC y queremos daros una serie de recomendaciones que os ayudarán a cuidar de vuestras ventanas de PVC a medida durante muchos años. 

Ventanas de PVC: algunas nociones básicas

Antes de hablar del correcto mantenimiento de nuestras ventanas, es importante que conozcamos algunas de las particularidades de las ventanas de nuestro hogar. 

Algunas de estas son las siguientes: 

  • Aislamiento térmico: esto repercute directamente en la eficiencia energética de nuestro hogar, además de contribuir a ayudarnos a reducir la factura de la luz. Este tipo de aislamiento puede ser aportado tanto por el tipo de vidrio, como por la presencia de cámaras de aire o el material del marco. 
  • Aislamiento acústico: la importancia de evitar el ruido en el hogar es una de esas cosas en las que no reparamos hasta que empieza a ser un problema. Las ventanas son uno de los principales puntos de entrada del ruido del exterior. Por eso es importante contar con unas ventanas entre cuyas prestaciones se encuentre el aislamiento acústico. 
  • Seguridad: es otra de las cualidades que le pedimos a nuestras ventanas. En este caso intervienen uno de los elementos más importantes de las ventanas, los herrajes y el tipo de cierre. 

Mantenimiento ventanas PVC: marco, juntas, vidrios y herrajes 

Todas las ventanas de pvc están compuestas por una serie de elementos similares. Y aunque depende del tipo de material, es necesario dar un mantenimiento específico a cada una de las diferentes áreas. Conozcamos a continuación algunas de las particularidades. 

Mantenimiento del marco de la ventana

Por su ubicación, es el punto más sensible de toda la ventana y por ello es importante mantener un óptimo cuidado de la misma. En el caso del PVC, hay que destacar que es un material muy resistente que no se desconcha ni se agrieta. Con todo, es preferible evitar utilizar productos abrasivos y la utilización de cepillos. Lo más recomendable es limpiarlos con una bayeta con agua y jabón neutro. 

Mantenimiento del vidrio 

Este elemento debería estar incluido en la limpieza habitual de la casa. Es importante hacerlo tanto por la cara interna como externa. Su mantenimiento es sencillo, basta con limpiarlo de manera habitual utilizando productos específicos para este material. Y prestar especial atención a aquellos momentos en los que haya manchas visibles. 

Mantenimiento de las juntas de las ventanas

A la hora de hablar de la fabricación, mantenimiento y limpieza de las ventanas de pvc, es importante prestar especial atención a las juntas. De ellas puede depender en gran medida la correcta eficiencia en temas de aislamiento y estanqueidad. Una vez instalada la ventana, es importante que el usuario mantenga limpias las juntas. Dependiendo de la posible suciedad presente en las mismas, así como de la asiduidad con la que se limpia, podremos emplear agua y jabón o con pasar un paño sería suficiente. 

Mantenimiento de los herrajes

Ya hemos hablado con anterioridad de la importancia de los herrajes para garantizar el buen funcionamiento de una ventana. Y también es una de las zonas de la ventana que más mantenimiento requiere, ya que no se va a limitar solo a la limpieza. Dependiendo del tipo de apertura de nuestra ventana, se nos facilitará o dificultará la tarea. 

Es importante mantener las guías limpias ya sea con un cepillo, un aspirador o una gamuza para quitar el polvo. 

En este punto, se aconseja acudir a tu instalador HOCO al menos una vez al año, para que se haga un correcto mantenimiento, tanto de engrasado como de ajuste de los mecanismos, para así evitar el deterioro de los mismos y alargar la vida útil de la ventana.

Con estos sencillos consejos podremos asegurarnos que nuestra ventana de PVC va a mantener sus prestaciones. Además de garantizar una larga vida útil. Aunque el PVC es un material que mantiene sus características con el paso del tiempo, es importante contar con un correcto mantenimiento de la ventana. Si estás pensando en cambiar tu ventana de PVC, no dejes de contactar con HOCO y te ayudaremos a elegir la mejor solución para tu hogar.